imagen-terapias-pareja
Terapia de Pareja

 

Todos hemos pasado por los problemas naturales de la relación en pareja. Para comenzar somos seres totalmente distintos unos de otros, con creencias y crianzas distintas que a pesar de vivir todos en el mismo plantea, diferimos enormemente en nuestro comportamiento. Es importante destacar primero que todo que la pareja es la única persona  que podemos  a nuestro criterio elegir. No podemos elegir a nuestros padres ni a nuestros hijos, pero si podemos elegir a nuestros novios y esposos. Partiendo de este hecho, es importante que al inicio de una relación, se tomen en cuanta características mas allá de las físicas, ya que con el paso del tiempo, solo lo que sentimos y la afinidad que tengamos con la pareja, es lo que quedara y lo que realmente los mantendrá unido. Ahora bien esto no es garantía de nada. Hoy día hay muchas parejas que aun siendo afines en la mayoría de las cosas, tienen enormes problemas ya sea por causas internas o externas.

Siempre que se presente un problema, lo primero que debemos hacer es comunicarnos. Yo siempre recomiendo la técnica del lápiz y el papel. Ambas partes se deben sentar a escribir sobre la base del problema que tienen, que esperan de la otra persona y que están dispuestos a hacer. Esto solo se logra hacer de una forma no egoísta, cuando realmente hay una intención de solucionar las cosas. Todos sabemos o hemos leído en algún momento que la comunicación es la base para toda relación fructuosa. Pero a veces, ya sea por pena o porque simplemente no nos nace, se nos hace imposible la comunicación. Es por esto que es importante buscar métodos alternos de expresarnos como lo son a través de una carta, de un mail etc.

Ante un problema de pareja siempre es importante mantener la calma y más si hay niños de por medio. No debemos por ningún motivo expresar nuestra molestia con ellos, ni discutir ni hablar mal del otro padre en frente de ellos ya que, aunque estén pequeños ellos pueden sentir y captar las molestias a su alrededor. Tampoco deben utilizar  a los hijos como objetos para hacerle daño al otro, esto sol deja un sentimiento de vacío en ellos que al final es muy difícil de sanar.

Partiendo de lo anterior, hay que definir qué tipo de problemas son los que están enfrentando: son por celos, económicos, de compresión. Para cada una de estas situaciones hay una solución de bienestar emocional que pueden lograr, siempre y cuando se esté dispuesto a trabajar en ellos y exista aun amor entre ambas partes.

Visita los siguientes enlaces:

Escritor y Coach, Emprendedor, Ingeniero en Sistemas y Músico. Diplomado en Psicología Positiva.